EL OTOÑO DE MADRID

el

Se nos acabó el verano y con él, el tiempo cálido, los pantalones cortos, los días largos y las noches cortas, pero Madrid es una ciudad hermosa en cualquiera de sus estaciones…  aunque no tengamos playa.

Llegó el otoño y la brisa fresca ya nos acompaña en las mañanas; en tan sólo unos días, los árboles se teñirán de naranja, combinando así con los atardeceres majestuosos y también con las antiguas murallas, que los más místicos aseguraban ver a la distancia, protegidas por las llamas:

“Fui sobre agua edificada y mis muros de fuego son…  esta es mi insignia y mi blasón!”

152-2017-09-28-3-10-33-cuatro-excelentes-ideas-para-disfrutar-madrid-en-oto-o-0.png
Vista al atardecer, de la Catedral Nuestra Señora de la Almudena.

El otoño tiene mala fama, porque le precede la fiesta y la algarabía del estío y con esa previa, es difícil ser bien recibido, pero esta no es una estación para sentirnos tristes, ¡sino una época para reinventarnos!

Este es el mejor momento para un abrazo apretado, que nos apacigüe la incertidumbre; para una caminata ligera, que nos permita regocijarnos en el paisaje; para una copa de vino tinto, que nos caliente hasta el alma; para un paseo en bicicleta, que nos regale el aire en el rostro; para una cita apasionada, que valga la pena repetir y hasta es el instante perfecto para enamorarnos.

También es la oportunidad de recoger piñas que adornen la casa en navidad, de tomarnos un café sentados en cualquier plaza, de regresar a las deliciosas y nutritivas lentejas, de tomar fotografías de cualquier horizonte cobrizo, de disfrazarnos para celebrar Halloween, de estrenar bufandas y gorros y hasta de hacer un balance de lo que llevamos de año, con tiempo más que suficiente para reconducir el camino, antes de finalizar este ciclo.

5258191514_8f86a58656_b.jpg
El Templo de Debod

Estos son días ideales para andar por el casco antiguo de la ciudad, para perdernos en el Parque el Retiro, para caminar por los Jardines del Capricho, para adentrarnos en el Real Jardín Botánico, para descubrir el Campo del Moro, para admirar el cielo desde el Templo de Debod o para prendarnos de Los Reales Sitios de Aranjuez… y es que a Madrid le sobran sitios con encanto, para disfrutar el clima y los colores de cualquier estación.

Seas de Madrid o seas de cualquier otro lugar del mundo, anímate y ven a recorrer la ciudad, que en otoño está más bonita que nunca!

 

EL OTOÑO EN MADRID

«Madrid, si tanto tienes tanto vales

y aunque falto de encinas, te respiro

bebiéndole los vientos al Retiro

y al oro del crepúsculo en Rosales.

Con otoños románticos prevales

para permanecer en el suspiro.

¿Dónde vamos, Madrid? A octubre miro

y con sabor de soledad me sales.

Mientras el corazón amarillea

la tarde, que no el cuerpo, me pasea

por las tranquilidades del palacio.

Todo se finge rápido y urgente,

pero yo te recorro lentamente

que las cosas del alma van despacio.»

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.